www.diariohispaniola.com
Jeremy Hunt
Jeremy Hunt (Foto: Fuente externa)

Reino Unido reorganizará su diplomacia para ganar influencia tras el "brexit"

miércoles 31 de octubre de 2018, 23:06h
El ministro de Exteriores, Jeremy Hunt, detalló que prevé aumentar el personal diplomático británico en cerca de 1.000 individuos en los próximos años, así como incrementar el número de personas que hablan una lengua distinta al inglés en su departamento.
Londres.- El Reino Unido reestructurará su sistema diplomático para potenciar su influencia internacional tras su salida de la Unión Europea (UE), un plan que contempla designar a empresarios como embajadores y ampliar la plantilla del Foreign Office, anunció hoy el ministro de Exteriores, Jeremy Hunt.

En un discurso pronunciado en la sede del grupo de pensamiento Policy Exchange, Hunt sostuvo que el Reino Unido debe actuar en la escena política internacional como "la cadena invisible" que une a las democracias del mundo.

"En un momento en el que afrontamos nuestro futuro 'postbrexit', el Renio Unido tiene un papel que jugar", sostuvo el ministro.

"Nuestra historia y nuestras redes forman una combinación única de poder suave y poder duro que nos otorga la capacidad real de cambiar el curso de la historia en línea con nuestros valores", afirmó el jefe del Foreign Office.

Entre sus propuestas, Hunt aspira a que algunos puestos clave en la jerarquía diplomática, incluida la máxima representación en ciertas legaciones, estén ocupados por antiguos consejeros delegados de grandes empresas y personas con experiencia en la esfera de los negocios.

"La fortaleza de nuestra red se basa en el profesionalismo, lo que nos ha permitido forjar el que creo que es el mejor servicio diplomático del mundo", afirmó.

El Gobierno británico ha subrayado en los últimos meses que uno de sus principales objetivos tras el "brexit" es negociar nuevos tratados de libre comercio con países de todo el mundo.

La propuesta de Hunt, que el ministro ya había avanzado en una entrevista con la BBC, ha creado malestar en el sindicato de altos funcionarios británico FDA, que sostuvo en un comunicado que rol de los diplomáticos va más allá que el de enviados comerciales.

"Poniendo el foco únicamente en esa área corremos el riesgo de minar los intereses del Reino Unido y su influencia, dadas las complejidades de las relaciones internacionales", señaló ese sindicato, que recalcó que los altos funcionarios británicos ya cuentan con formación suficiente en materia de comercio internacional.

El plan expuesto por Hunt prevé asimismo ampliar desde 50 hasta 70 el número de lenguas que puede hablar la plantilla del servicio diplomático británico.

Entre los nuevas idiomas que prevé incluir están el kazajo y el kirguís, ambos del centro de Asia, el sona de Zimbabue y el guyaratí de India.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios