www.diariohispaniola.com
Bitcoins
Ampliar
Bitcoins

¿Qué son los bitcoins?

La Bitcoin, moneda totalmente virtual que prometía cambiar el comercio a través de internet, recientemente alcanzó su máximo valor debido a sus características, pero los ciberpiratas la han elegido para cobrar a empresas “rescates” en el secuestro de datos.
México.- El pasado viernes, las bitcoins atrajeron la atención mundial tras una ola de ataques cibernéticos contra empresas e instituciones por todo el planeta, en los cuales los ‘hackers’ bloquearon ordenadores y se hicieron de la información que contenían, y la encriptaron para que nadie accediese a ella.

La serie de ataques fue descrita como un secuestro de datos, también conocido como ransomware por el tipo de virus que lo causa, y sorprendentemente los piratas pidieron a cambio un rescate en bitcoins.

Se consideraba que esta criptomoneda, nacida en 2009, se convertiría en la divisa de referencia mundial a pesar de su autorregulación, sin un banco central que la supervise.

¿Qué es este tipo de moneda, cómo se utiliza y por qué ha resultado tan atractiva para los piratas cibernéticos?

Inicialmente, se sabía que el japonés Satoshi Nakamoto era el creador de la moneda electrónica, sin embargo seis años después, en diciembre de 2015, el empresario australiano Craig Steven Wright, confesó a medios de comunicación ser el padre de la divisa bajo ese seudónimo.

Es una divisa completamente digital, es decir no se imprime en billetes, ni se intercambia por monedas metálicas, simplemente son cifras en una base de datos cuyas transacciones se realizan sólo en la red, sin estar sometida a una autoridad central ni a intermediarios.

No pertenece a ningún estado o país, y puede usarse en todo el mundo por igual, se pueden cambiar bitcoins a euros, dólares u otras divisas y viceversa, como cualquier moneda, sin que sea necesario revelar las identidades de personas y negocios en las transacciones.

Se intercambia a través de redes de tecnología P2P (peer to peer, o de igual a igual) y las transacciones están cifradas, lo que hace imposible su falsificación o duplicación, lo que además las hace irreversibles, y están libres de comisiones e impuestos.

El valor de las bitcoins está determinado básicamente por la confianza de los usuarios y el volumen de uso en la compra por internet.

El precio del bitcoin está determinado en base a la oferta y demanda en el mercado, mientras que su valor radica en su popularidad entre los usuarios, y de ahí depende su éxito o fracaso, dicen los expertos en el tema.

Desde su lanzamiento en 2009 y hasta 2013, los cinco países donde más utilizaban las bitcoing eran Estados Unidos, China, Alemania, Reino Unido, y Rusia, aunque según estadísticas para 2014, Japón estaba entre las naciones con el mayor número de transacciones efectuadas con estas monedas digitales.

Cuando nació, el bitcoin apenas valía unos céntimos, pero la semana pasada su tipo de cambio alcanzó por primera vez los 1.685 euros (1.8683 dólares) , cuando una semana antes estaba en 1.350 euros (1.4968 dólares).

El sitio web Real Time Bitcoin, especializado en la cotización de la criptodivisa, otorgaba la víspera a cada bitcoin un valor de 1.601 euros y señala que hay algo más de 16.3 millones de bitcoins en circulación, lo que supone más de 26.148 millones de euros (28.9857 millones de dólares).

Había tenido un ritmo imparable gracias a empresas como Microsoft, Dell y Expedia, que facilitaron este medio de pago a sus clientes, aunque parece que el interés por utilizar la criptodivisa se ha ido perdiendo ya que hay establecimientos que no la aceptan porque hay clientes que no quieren pagar con ella.

Las criptomonedas se almacenan en un “monedero electrónico” con el cual pueden pagar en comercios digitales o establecimientos físicos que las acepten, un sistema de pago similar al popular Paypal.

La bitcoin no abarata los precios, ni acelera las transacciones de forma notable, pero tiene otras características que explican su uso actual, como una presunta garantía de anonimato, quizá una de las más importantes que habría animado a los hackers a recibir dinero de manera efectiva y rápida.

El cifrado de las transacciones con bitcoins, que son públicas, es tan complejo que resulta muy difícil de rastrear entre quiénes se está produciendo el intercambio. Sin embargo expertos aseguran que ahora rastrear a los delincuentes es posible, gracias a la tecnología blockchain que sustenta a la moneda.

Debido a que las transacciones son públicas, se puede analizar la información, es decir ver hacia dónde va el dinero, perseguir su actividad y localizar a los delincuentes, explican.

Según expertos, la legalidad de Bitcoin es sencilla de resumir “es legal en aquel lugar que la acepten como medio de pago en una transacción”, así de fácil y sencillo. Al estar fuera de control de cualquier institución existe un vacío legal sobre ella.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.