www.diariohispaniola.com

Contaminación

La Coalición Por la Defensa de la Salud y el Medio Ambiente de la Provincia Peravia, el Comité Nacional de Lucha Contra el Cambio Climático, CNLCC, y el Instituto de Abogados para la Protección del Medio Ambiente, INSAPROMA, anunciaron que el próximo martes, 28 de diciembre, presentarán y discutirán los resultados preliminares del estudio sobre la contaminación de la Central Termoeléctrica Punta Catalina, CTPC, a partir de las 2 de la tarde, en el Salón de Actos del Ayuntamiento de Baní

Galápagos, un tesoro natural, patrimonio de la humanidad y una de la zonas de más alta biodiversidad del planeta, lucha contra diminutos y peligrosos invasores: los microplásticos, partículas casi imperceptible al ojo humano que llegaron para quedarse, ante la dificultad de sacarlos.

Miles de peces muertos aparecieron este sábado en aguas del puerto de El Cayo, en Barahona, costa sur de la República Dominicana, donde un grupo de expertos del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales investigan las causas de este suceso.

El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales y la Comisión de la provincia Peravia establecieron la hoja de ruta y las principales actividades que se realizarán para estudiar la contaminación de la Central Termoeléctrica Punta Catalina, CTPC, siguiendo las instrucciones ordenadas por el presidente de la República. Luis Abinader, el 3 de agosto pasado.

La Bahía Vizcaína (Biscayne Bay), un tesoro ecológico ubicado en el condado de Miami-Dade (Florida, EE.UU.), se encuentra en grave peligro por la contaminación de sus aguas, rodeada de amenazas sobre las que científicos y cineastas de Miami alertan ahora a la población y las autoridades.

El cascarón de huevo y algunos elementos químicos son el arma con el que una organización ambientalista pretende disminuir la contaminación del río Santiago, uno de los más importantes, pero también contaminado de metales pesados, de México.

Somos la vergüenza del planeta La Tierra genera recursos de manera continua, pero las acciones antropogénicas están atentando contra la salud del planeta, de una forma cada vez más alarmante y peligrosa. Si no dejamos de ensuciar, polucionar y contaminar el medioambiente, en breve, nuestro hogar podría dejar de serlo.

Ciudad de México registró este domingo una contaminación del aire histórica con concentraciones de hasta 625 partículas menores a 10 micrometros (PM10), casi seis veces el nivel de una contingencia ambiental.

Las imágenes del polvo del Sahara cubriendo la ciudad lanzan la alerta. Solo entonces nos detenemos a pensar en un factor que incide de manera directa en la salud nuestra y de nuestra familia: la calidad del aire, ya sea el que respiramos fuera de casa o el de nuestro propio hogar.

La contaminación atmosférica, que causa unos siete millones de muertes anuales en el mundo, es aún más perjudicial de lo que los científicos creían hace 15 años, y por ello la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha decidido emitir nuevas recomendaciones de calidad de aire, más estrictas que hasta ahora.

La industria de la moda rápida está causando graves problemas de contaminación en los ríos de África, un continente donde grandes marcas de Europa y Estados Unidos tercerizan parte de su producción para abaratar costes, debido al vertido de desechos sin tratar y del uso poco sostenible del agua.

El plástico impregna el planeta: está en los desiertos, profundidades marinas, cumbres montañosas y el Ártico. En 2016, las estimaciones de las emisiones globales de plástico a lagos, ríos y océanos del mundo oscilaban entre 9 y 23 millones de toneladas métricas al año y, si las cosas no cambian, se espera que para 2025 estas estimaciones se dupliquen.

El presidente Luis Abinader participó este martes en el Foro para la Preservación y Desarrollo de la Cuenca del Ozama, iniciativa que busca atenuar los daños causados por los niveles de contaminación de la zona mediante el saneamiento y protección de su río.

“La presentación ofrece nuevos beneficios en la botella con menos plástico, menos contaminación, más fácil de aplastar y reciclar”

Científicos franceses han desarrollado un proceso ectrolítico capaz de filtrar microplásticos en aguas residuales, que hasta ahora engrosan la presencia de este contaminante en el medio ambiente.