www.diariohispaniola.com
Seguimos con una enorme responsabilidad, que es la de poner de nuestra parte y apoyar las medidas de seguridad para la prevención del coronavirus.
Seguimos con una enorme responsabilidad, que es la de poner de nuestra parte y apoyar las medidas de seguridad para la prevención del coronavirus. (Foto: Cortesía)

Abinader confirma no habrán nuevos impuestos, entonces ¿Qué sigue?

Positivas –en su mayoría- han sido las valoraciones sobre el discurso pronunciado por el presidente Luis Abinader. Durante 30 minutos, explicó -en detalle- la situación actual del país, las medidas que ha tomado su gabinete en los 54 días de su gobierno, así como las posibles soluciones que se plantean en el presupuesto del 2021 para disminuir el inevitable déficit fiscal que ha dejado la actual crisis sanitaria.

Santo Domingo.- El rechazo a los nuevos impuestos que se proponían para amortiguar las pérdidas económicas que hemos sufrido como país debido a la pandemia fue la razón que motivó al mandatario a dirigirse al pueblo. Y es que para la sociedad en general, era una medida injusta, partiendo de que los citados impuestos afectarían aún más el bolsillo de quienes forman parte de los sectores más vulnerables.

Mucho se comentó sobre que había otras alternativas para recaudar ingresos. Como ejemplo, se planteó disminuir el gasto público, eliminar nóminas “botella” y puestos innecesarios de los ministerios, eliminar privilegios a funcionarios o incentivar al Ministerio Público para que haga justicia, apropiándose de los bienes de quienes se enriquecieron de manera ilícita apoyados en la corrupción.

Las expectativas eran muy altas, en especial porque estamos acostumbrados a que los políticos hablen de una forma y actúen de otra. En términos generales, una vez en el poder, suelen imponer sus propias “soluciones” por encima de la opinión pública, especialmente cuando se habla de creación de cargas impositivas.

De ahí que se podría apostar a que hubo un sentimiento de “alivio” colectivo al saber que el presupuesto será modificado para no incluir nuevos impuestos, garantizando con esto que los ingresos –que de por sí son cada vez menos- no continúen siendo afectados.

De momento la esperanza continúa viva, a pesar de las circunstancias. Desde febrero los cambios que ha sufrido el país y el mundo han sido devastadores para todos los sectores, especialmente para la salud y la economía, pero hemos permanecido de pie y confiamos en que continuaremos así.

Esperemos que el 2021 –tras lo dicho en el discurso- transcurra mejor de lo que se espera. Estamos conscientes que las consecuencias de esta crisis se seguirán observando en los meses venideros, pero mientras llega la vacuna, solo resta continuar adaptando nuestras rutinas respetando las autoridades sin dejar de estar atentos a las propuestas que presenten las autoridades, tal y como lo hemos estado haciendo en los últimos meses.

Mientras tanto seguimos con una enorme responsabilidad, que es la de poner de nuestra parte y apoyar las medidas de seguridad para la prevención del coronavirus. Nada ha cambiado desde que iniciamos con el ya no tan nuevo estilo de vida surgido post coronavirus; debemos seguir manteniendo la distancia prudente, evitando las aglomeraciones en la medida de lo posible, lavando constantemente las manos y usando siempre mascarillas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios